La investigación del STF contra fake news ataca la libertad de prensa
  • 17.04
  • 2019
  • 14:55
  • Abraji

Liberdade de expressão

La investigación del STF contra fake news ataca la libertad de prensa

 

La investigación iniciada por el Tribunal Supremo (STF) para determinar la propagación de "noticias falsas" contra los propios ministros de la corte obtuvo su primer objetivo: limitar la libertad de prensa. 

El ministro del STF Alexandre de Moraes determinó, el lunes (15.abr.2019), que el sitio O Antagonista y la revista digital Crusoé excluyan materia relacionada con el contenido de entrada “O amigo do amigo de meu pai” (portada de la última edición de la Crusoé), que trata de supuestas relaciones entre el presidente del Supremo, Antonio Dias Toffoli, y la contratista Odebrecht.

En la misma decisión, Moraes determinó que la Policía Federal intime "los responsables" por el sitio y por la revista "para que presten testimonios en el plazo de 72 horas”. En caso de que los sitios no excluyan los contenidos del aire, recibirán una multa diaria de 100 mil BRL.

La decisión forma parte de la Encuesta 4781, que fue iniciada por Toffoli en 14.mar.2019, y que tramita en secreto en el STF y es relatada por Moraes. Según el ponente, la investigación trata de “la existencia de noticias fraudulentas (fake news), denuncias calumniosas, amenazas e infracciones caracterizadas de animus caluniandi, diffamandi ou injuriandi, que afectan la honorabilidad y la seguridad del Supremo Tribunal Federal, de sus miembros y familiares, extrapolando la libertad de expresión".

El reportaje de Crusoe señaló la existencia de un documento en el que el contratista Marcelo Odebrecht, en respuesta a cuestionamientos de la Policía Federal en el marco de las investigaciones de la Operación Lava Jato, revela que el nombre "amigo del amigo de mi padre" se refiere a Toffoli. El nombre en clave había sido utilizado en los correos electrónicos intercambiados entre Marcelo Odebrecht y ejecutivos del contratista.

Después de la publicación del informe, Toffoli solicitó a Moraes una "investigación adecuada sobre mentiras recién lanzadas por personas y sitios innobles que desean damnificar a las instituciones brasileñas."

Morales, al determinar que el reportaje fuese excluido del aire, consideró que "existe un claro abuso en el contenido de la materia vehiculada" - sin explicar en qué consiste dicho abuso.

El ministro afirmó además que se trata de un "típico ejemplo de fake news" - sin aclarar cómo el tribunal conceptuaba a las "fake news", ya que no hay consenso sobre el tema ni entre especialistas en desinformación.

El único elemento que Moraes cita para calificar el reportaje como falso es una nota en la que la Fiscalía General de la República afirma no haber recibido información sobre las aclaraciones de Marcelo Odebrecht. La Crusoé, en su texto, dice que "copia del material" fue remitida a la Fiscalía. Aunque ese es un aspecto secundario del reportaje, Moraes afirma que "obviamente la aclaración concebida por la Fiscalía General de la República manifiesta como falsas las afirmaciones divulgadas en la materia”. El documento citado por la Crusoé no sólo existe como está disponible en internet. La íntegra fue también publicada por el diario O Estado de S.Paulo. 

Es grave acusar a quien hace periodismo con base en fuentes oficiales y documentos de difundir "fake news", independientemente de si el contenido es correcto o no. Aún más grave es si se usa ese concepto vago que algunas autoridades utilizan, para descalificar todo lo que desagrada con el objetivo de determinar la supresión de contenidos periodísticos en Internet. El precedente que se abre con esa medida es una amenaza grave a la libertad de expresión, principio constitucional que el STF afirma defender. 

También causa alarma el hecho de que el Supremo adopte esa medida restrictiva a la libertad de prensa justamente en un caso que se refiere al presidente del tribunal.

Abraji apela al Supremo Tribunal Federal para que reconsidere la decisión del ministro Alexandre de Moraes y restablezca a los medios afectados el derecho de publicar las informaciones que consideren de interés público.

 

Directorio de Abraji (Asociación Brasileña de Periodismo Investigativo), 15 de abril de 2019.

 

Assinatura Abraji